due diligence ambiental y social

Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

due diligence ambiental y social (I)

identificación de riesgos en fusiones y adquisiciones

El propósito de un Informe de Revisión Ambiental y Social o Due Diligence (DDAS) es determinar cualquier riesgo asociado con la actividad de un negocio existente al que se acerque un potencial comprador o inversor para asegurar que o existen pasivos ocultos. En ocasiones, el alcance de la DDAS llega a evaluar, en términos monetarios, el monto de las inversiones y gastos de operación que supondrá hacerse cargo de los pasivos así como proponer medidas de mitigación. Todas las asociaciones financieras asumen la importancia de que este trabajo lo desarrolle un grupo de expertos, generalmente una firma de consultoría ambiental. Esta seguirá un proceso parecido al que se expone en la figura para desarrollar sus trabajos.

Por la parte del cliente, deberán estar perfectamente definidos el alcance y los criterios de calidad o precisión de los datos; el alcance dependerá del sector (no es igual comprar una estación de servicio que una refinería de petróleo) y la calidad está ligada al monto de la inversión. La consultora comenzará por analizar los procesos (presentes e históricos) contra una check-list. Identificadas las áreas  en las que podría haber pasivos (aguas, atmósfera, suelos, acuíferos, salud, seguridad, etc.), procurará adquirir la información necesaria a través de entrevistas, visitas al emplazamiento, revisión documental de la empresa, administraciones públicas, universidades y otros. Una visita a la hemeroteca revelará también si la instalación ha sido alguna vez socialmente cuestionada.  Los documentos se gestionarán adecudamente mediante una buena base de datos (BDD) y motores de búsqueda. Determinados los riesgos, el siguiente paso será determinar los riesgos, es decir, la gravedad de las consecuencias sobre el entorno y la población implicada de los eventos derivados de los procesos del negocio así como su probabilidad de ocurrencia.

Los riesgos deben poder medirse, con mayor o menor grado de detalle, en términos económicos. Si el encargo así lo dice, la firma consultora debe ser capaz de proponer las acciones de mitigación más efectivas y cuantificarlas en los mismos términos. El resultado será un informe, junto al acceso por parte del cliente a la base documental (imprescindible para evaluar la calidad del trabajo).

BlacktoGreen pone a tu disposición servicios de due diligence Ambiental y Social. Si crees que te podemos ayudar, no dudes en contactarnos.

Deja un comentario